El equipo de inspectores perteneciente a la cartera productiva colaboran con la Policía provincial en el control de los accesos a la provincia. También son los encargados de encapsular a los vehículos autorizados hasta el destino declarado.

Durante toda la cuarentena, el equipo de inspectores del Programa Control Sanitario y Fiscal (COSAFI) trabaja en conjunto con Policía provincial en dos tareas que son de suma importancia para mantener el estatus sanitario de San Luis: el control de los accesos a la provincia y en encapsular los vehículos que ingresan para verificar que lleguen al destino que declararon al ingresar.

“Desde la semana pasada reforzamos el trabajo que estamos haciendo en el norte de la provincia debido a la situación que afecta a Traslasierra. Recorremos los caminos vecinales y controlamos que no ingresen personas de forma indebida”, informó el jefe del Programa Control y Fiscalización, Jorge Cejas, y agregó: “En el caso de detectar caminos abiertos debemos avisar a Vialidad Provincial para que se vuelva a cerrar; lo mismo pasa con las personas, si encontramos gente sin los permisos correspondientes damos aviso a la Policía de inmediato”.

 

Nota y foto: Prensa Ministerio de Producción.