Una finca que elabora aceite de oliva en Los Cajones y un artesano de la ciudad de San Luis que recicla elementos de campo ya forman parte de los beneficiados por el Ministerio de Producción.

El Ministerio de Producción acompañó a los pequeños productores con un cómodo stand en la Expo Rural San Luis

Los ciclos habituales de la Feria de Pequeños y Medianos Productores se alternaron con una participación reducida en stands en las exposiciones rurales. Este sábado y domingo, el Ministerio de Producción estuvo con su feria en la 72° Expo Rural San Luis, donde debutaron los tres nuevos emprendedores.

Augusto Scarpati fabrica artesanías con elementos de campo reciclados, como percheros con tornillos de durmientes, espejos sobre pecheras de caballos y hasta una lámpara de pie montada sobre una vara de carro.

“Esto empezó como hobby y las piezas que fabricaba las fui acumulando, hasta que me llamaron del Gobierno y aquí estamos en esta feria, que es una vidriera importante, muy conformes, porque antes solo vendíamos en Merlo”, comentó el artesano a ANSL.

«La idea fue traer a la feria del Gobierno a Finca La Ilusione, que produce aceite de oliva en la localidad de Los Cajones, 16 kilómetros al oeste de Santa Rosa del Conlara, al norte de la provincia», explicó la representante del emprendimiento María Eugenia Vergés en el stand cedido por el Ministerio de Producción.

“La finca viene produciendo hace varios años, con un trabajo continuo en el empaque, la marca y en salir al mercado con todas las formalidades que requiere el producto, sabiendo que es un aceite de máxima calidad”, describió.

Este aceite, aclaró Vergés, se comercializa bastante en Merlo por la proximidad con la finca, pero valoró que ahora que buscan instalar el producto en San Luis, se acercaron a la Feria de Pequeños y Medianos Productores que les facilita un contacto directo con una importante cantidad de público.

Entre los buenos expositores que ya participan de la feria del Gobierno provincial, pero que viven cada edición como si fuese la primera, este sábado y domingo se destacó por su colorido el de Ema Nilda Echegaray, una experimentada y creativa tejedora que confecciona prendas con lana de oveja hilada con sus propias manos también.

Los trabajos los hace en un telar de dos metros por seis, pero para la feria construyó una réplica más pequeña que le permite mostrar el ancestral mecanismo con el que se construye una colorida manta, por ejemplo.

La artesana valoró y agradeció el apoyo del Gobierno provincial al permitir tener un stand en la feria para hacerse más visible y con ello crecer.














 

Nota, fotos y video: ANSL.